{{featured_button_text}}
102819 SM homeless forum 01.jpg (Spanish)

El lunes, durante un foro comunitario en la Biblioteca Pública de Santa María, Wiley Charles, un propietario de viviendas de la Sección 8 en Lompoc, habla sobre la dificultad de ofrecer viviendas de bajos ingresos. La reunión fue parte de la segunda fase del Plan de Acción Comunitaria del Condado de Santa Bárbara para abordar la falta de vivienda.

Más de 40 personas asistieron a un foro comunitario el lunes en Santa María con el objetivo de desarrollar un plan para abordar los desafíos de la escasez de viviendas asequibles en el Condado de Santa Bárbara.

Se realizará otro foro sobre vivienda y personas indigentes de 6 a 8 p.m. el miércoles en Lompoc en el Centro Comunitario de Personas de l Tercera Edad Dick DeWees, ubicado en 1120 W. Ocean Ave.

La reunión del lunes, realizada en el Shepard Hall de la Biblioteca Pública de Santa María, se organizó para reunir los comentarios de los miembros de la comunidad a medida que el condado comienza a crear un plan detallado para alcanzar los objetivos establecidos en la primera fase del Plan de Acción Comunitaria para abordar la falta de vivienda, qué los supervisores del condado adoptaron este verano.

Los objetivos del plan incluyen:

- Aumento del acceso a viviendas seguras y asequibles

- Utilizar las mejores prácticas para ofrecer servicios de apoyo personalizados para satisfacer las necesidades individuales.

- Construir un plan de acción colectiva

- Fortalecer el sistema de apoyo disponible para ayudar a los residentes a obtener y mantener una vivienda.

- Desarrollar la capacidad del proveedor para abordar las necesidades de poblaciones específicas

Durante el foro, se preguntó a los participantes sobre las barreras existentes para alojar a las personas sin hogar o en riesgo de quedarse sin hogar, junto con las posibles soluciones que podrían implementarse.

Register for more free articles
Stay logged in to skip the surveys

Los requisitos de ingresos y crédito impuestos por los propietarios y la falta de suministro de vivienda fueron citados por los miembros de la comunidad como desafíos que los residentes de bajos ingresos y sin hogar deben superar.

"El otro problema es que cuando la gente comienza a alquilar, los costos son muy altos", dijo Cathie Ortiz, una trabajadora de alcance comunitario de Americorps y United Way que anteriormente no tenía hogar. “Vivo en un lugar maravilloso, pero creo que gasto alrededor del 80% de mis ingresos en mi renta. Si perdiera mis ingresos, me quedaría sin hogar".

Kirsten Cahoon, quien administra el Refugio de Santa María del Buen Samaritano, dijo que un problema para que las personas se alojen en viviendas permanentes es que muchos propietarios no están dispuestos a aceptar inquilinos que utilizan vales de vivienda de la Sección 8 u otros programas gubernamentales.

"Mi experiencia es que hay mucha información errónea", dijo. “(Los propietarios) han sido mal informados sobre lo que significa tener un cupón de la Sección 8. Creo que educar a nuestros propietarios y a nuestra comunidad sobre lo que enfrentan las personas sin hogar, quién califica para los cupones y qué deben hacer estos programas (ayudará)”.

Wiley Charles, un arrendador y pastor de Lompoc, dijo que sentía que era necesario contar con servicios de apoyo y capacitación a largo plazo más estables para aquellos que dejan la calle para reincorporarse a la sociedad.

"Dos de mis inquilinos en mi casa y uno en uno de mis apartamentos son inquilinos de la Sección 8", dijo. "El problema ... es que lleva una eternidad encontrar a alguien calificado y que no destruya tu propiedad. Las personas en el espectro inferior que no tienen nada no saben cómo cuidar nada".

Edwin Weaver, de Fighting Back Santa Maria Valley, dijo que las organizaciones deberían tener más discreción para usar fondos destinados a abordar y prevenir la falta de vivienda, que a menudo tienen muchas restricciones en su uso.

"Una de las cosas que hemos encontrado es que una pequeña inversión ayuda a las personas a permanecer en su hogar", dijo. “Había un hombre en particular: tenía suficiente dinero para el pago inicial (de la vivienda) o para reparar su automóvil. Y no podía hacer las dos cosas. Entonces, $900, se inviertiron en el y una familia dejó de estar en riesgo de seguir en la calle. Queremos encontrar formas de hacerlo más a menudo”.

Nui Bezaire, de LeSar Development Consultants, que dirigió la reunión del lunes, dijo que los aportes de los miembros de la comunidad guiarán el desarrollo de una estrategia sobre cómo implementar el plan de acción para personas sin hogar del condado.

La segunda fase del plan, programada para estar lista en marzo, incluirá proyectos específicos, organizaciones y plazos de entrega, dijo Bezaire.

Be the first to know

* I understand and agree that registration on or use of this site constitutes agreement to its user agreement and privacy policy.
0
0
0
0
0