063017 CHP 154 press conference 03.jpg (SPANISH)

El comandante del área de Buellton de la Patrulla de Caminos de California, Kurt Kruse habla durante una conferencia de prensa, donde líderes comunitarios y gubernamentales instaron a conductores a ser precavidos cuando manejen en las carreteras.

Len Wood, Staff

En el 2016, cuando se acercaba el 4 de julio, las oficinas de la Patrulla de Caminos de California en Buellton y Santa Bárbara se asociaron para cumplir las leyes y junto a líderes comunitarios dieron una conferencia de prensa para enfatizar la seguridad vial.

El evento fue en respuesta al incremento de colisiones frontales fatales en la autopista 154 y las crecientes preocupaciones de la comunidad por la seguridad a lo largo de una de las dos vías principales del Valle de Santa Ynez.

En ese entonces, el comandante de la CHP de Buellton, el teniente Kurt Kruse, señaló que la mayoría de los conductores que fueron detenidos, que recibieron infracciones y estuvieron involucrados en colisiones eran residentes de la zona. Los oficiales instaron a los residentes del Valle a conducir con más precaución.

Al parecer, el mensaje fue bien recibido.

En la conferencia de prensa de este año el viernes por la mañana en el mismo lugar donde se realizó la del 2016 - Grand Avenue en la autopista 154 en Los Olivos - Kruse dijo que los locales ya no conforman la mayoría de los infractores de tráfico. " Nuestro mensaje se ha expandido en el Valle", dijo. Ahora el péndulo ha girado en sentido contrario. La mayoría no son locales.

"Pero conducir bajo la influencia del alcohol (DUI) si han incrementado, aunque no mucho", dijo Kruse.

Él no atribuyó el ligero aumento en los locales conduciendo bajo la influencia al Casino Chumash, a la cota de vinos en la zona o cualquier otra causa. "Hay muchos factores distintos".

El año pasado, las oficinas de CHP de Buellton y Santa Barbara también recibieron una subvención a través de la Oficina de Seguridad del Tránsito de California para ayudar a reducir los accidentes y violaciones de tránsito en las autopistas 1, 101, 246 y 154.

Desde el 1 de julio del 2016 hasta el 30 de junio de este año, Kruse dijo que los oficiales de CHP habían emitido 8,012 infracciones de tránsito, arrestado a más de 478 personas por conducir bajo la influencia e investigado más de 1,300 colisiones de tráfico en las carreteras 154 y 101. Las dos oficinas han solicitado otra subvención que les brinde recursos por otros 12 meses.

"También estamos recibiendo la ayuda de la comunidad", dijo Kruse. "No podríamos hacerlo sin su ayuda. Estoy sumamente agradecido”.

Kruse también informó sobre estadísticas más recientes. Durante el período de vacaciones del 4 de Julio en el 2016, 35 personas murieron en colisiones de tráfico en las carreteras de California, y el 65 por ciento no llevaba abrochados sus cinturones de seguridad.

También dijo que las personas que usan un teléfono celular mientras conducen tienen 400 veces más probabilidades de tener un accidente.

Es por eso que este período de vacaciones del 4 de Julio, las dos oficinas CHP tienen oficiales adicionales en las carreteras en busca de quienes no obedecen las leyes y podrían provocar accidentes, en particular las personas que conducen bajo la influencia del alcohol o distraídos.

Kruse recibió el respaldo de los representantes de Caltrans, el Departamento del Sheriff del Condado de Santa Bárbara y un número de legisladores y sus representantes que reiteraron su mensaje sobre la conducción segura - obedecer el límite de velocidad, siempre usar cinturones de seguridad, mantener una distancia segura entre vehículos y nunca manejar bajo la influencia de alcohol o drogas, ni distraerse con los teléfonos celulares.

La senadora estatal Hannah-Beth Jackson dijo que los automóviles son una parte importante de la sociedad, pero que también pueden ser "armas mortales si no se usan responsablemente".

"Tenemos que hacer que la gente disminuya la velocidad y sea un poco más pacientes", dijo Jackson. "Hay demasiados accidentes por aquí".

Durante la conferencia de prensa del año pasado, muchos de los mismos líderes se reunieron para discutir cómo hacer la autopista 154 más segura. Hablaron sobre la instalación de nuevas señales, modificaciones en las carreteras y multas más rígidas.

"La conclusión es, no conducir bajo la influencia de drogas o alcohol, usar su cinturón de seguridad y cuando se encuentre detrás del volante, no llevar el teléfono celular en la mano", dijo Jackson. "No vale la pena."

La supervisora del 3er distrito, Joan Hartmann, compartió algunas estadísticas adicionales. El año pasado, dijo, casi 40,000 personas murieron y 4.4 millones de personas resultaron heridas en accidentes automovilísticos en carreteras de los Estados Unidos. Fue el mayor aumento porcentual en los últimos 50 años.

"La causa principal es el error del conductor", dijo. "Sospecho que enviar mensajes de texto es la razón por la que hemos visto un gran incremento (en números de accidentes de tránsito) a nivel nacional".

Kruse dijo que cuando la gente conduce un vehículo, tiene la responsabilidad legal y moral de concentrarse solo en esa tarea. "Todos nos hemos unido hoy con un objetivo común: salvar vidas", dijo. "Todos somos uno ...".

0
0
0
0
0